Vamos a llamar financiación a todo aquel producto o servicio que nos permita obtener dinero independientemente del uso que queramos darle.

Los productos de financiación pueden ser créditos o préstamos. Los créditos o líneas de crédito es una cantidad que el banco o agente con el que se contrata pone a tu disposición una cantidad de dinero determinada y tú, como cliente, puedes decir hacer uso de todo o de parte del mismo y sólo pagarás intereses sobre la parte de la que has hecho uso. Con los préstamos, al contrario, dispones en tu cuenta desde el primer momento de todo el dinero, con un plazo fijado para devolverlo y con unos intereses sobre el total prestado.

Normalmente los créditos son para empresarios o similares que no saben cuánto van a necesitar y si van a necesitar comprar más o menos materia prima o de cuántos clientes les pagarán. También son para particulares.

Los préstamos suelen pedirse cuando se quiere comprar algo que tiene un precio fijo y sabes de antemano cuánto vas a necesitar. Normalmente para casas -hipotecas o préstamos hipotecarios-, automóvil o hasta para una cirugía.

Préstamos hipotecarios

Ofrecemos un servicio personalizado de búsqueda de financiación para la compra de vivienda habitual en toda España. Déjanos tus datos y nos pondremos en contacto contigo, sin compromiso.

Estudio de hipotecas personalizado »

Financiación y refinanciación para empresas

Contamos con amplia experiencia en el asesoramiento a empresas y en la búsqueda de fuentes alternativas de financiación. Desde financiación privada de bancos y otras entidades hasta financiación pública tanto de organismos españoles como internacionales.

Financiación empresas »