Conceptos básicos de los certificados de depósito

Si tienes dinero extra en tu cuenta corriente, en tu cuenta de ahorros o en metálico, puede que estés considerando depositarlo en un certificado de depósito. Para muchos, los certificados de depósito les ofrecen un tipo de inversión que consigue que su dinero rinda más. Como con cualquier otro tipo de inversión, tienes que asegurarte de que entiendes los conceptos básicos para tener un conocimiento real de lo que son los certificados de depósito y poner tu dinero en uno de ellos (o en varios).

Los certificados de depósito son una herramienta de ahorro

El propósito principal de los certificados de depósito es ahorrar dinero. Como extra, los certificados de depósito ofrecen un mayor interés que las cuentas de ahorro tradicionales. El tipo de interés de un certificado de depósito tiene un plazo. Al igual que las cuentas de ahorro, los certificados de depósito son herramientas de ahorro seguras porque tu aportación inicial está respaldada. A diferencia de las cuentas de ahorro tradicionales, tu acceso al dinero en los certificados de depósito suele estar limitado. Si sacas dinero de un certificado de depósito antes de que llegue a su fecha de vencimiento, puede que tengas que pagar algún tipo de comisión por retirada temprana que estará establecida de por la institución bancaria o financiera en la que hacemos el depósito. Cuando tus objetivos de ahorro son a corto plazo, los certificados de depósito pueden ayudarte a alcanzarlos más deprisa, pero asegúrate de que el plazo de tu objetivo coincide con la fecha de vencimiento del certificado de depósito, que puede ir desde los tres meses hasta los cinco años.

Componentes de un certificado de depósito

Los componentes primordiales son el interés compuesto, la fecha de vencimiento y la penalización por retirada. Los certificados de depósito generan intereses compuestos, lo que significa que cuando el certificado de depósito gana un interés, éste se añade al balance principal del depósito. Cuando se vuelve a calcular el interés compuesto, se hará en base a un balance mayor. El segundo componente principal es el plazo de vencimiento. Se trata de la cantidad de tiempo que el dinero está sujeto al certificado de depósito, así que asegúrate de que depositas un dinero al que te puedes permitir no acceder en ese periodo de tiempo. El tercer componente es la penalización por retirada de fondos. Es la cantidad que pagas por acceder a tu dinero antes del plazo de vencimiento. Una vez que tengas esta información básica podrás determinar qué certificado de depósito es el adecuado para tu dinero.

Si te ha parecido un artículo interesante y dominas la lengua inglesa, visita visualeconomics.com.

2 Responses to “Conceptos básicos de los certificados de depósito”

  1. Raúl

    Gracias Eva, no hace mucho que te leo, tres o cuatro meses, no soy muy dado a escribir ni a responder comentarios en internet, pero en este caso, creo que tus aportaciones me han ayudado y bien lo merece. Si bien, lo que comentas, no tiene nada que me sorprenda, me has abierto los ojos , me identifico con mucho de lo que cuentas, ahora mis ahorros están creciendo solamente quería darte las gracias, y si te interesa, me gustaría poderte comentar la anécdota curiosa de como comenzó todo, fueron simplemente 4€ , que ahora me alegro de haber pagado. GRACIAS.

    Responder
    • Eva

      Hola Raúl:

      Me alegro mucho de que hayas encontrado útiles los artículos. En cuanto a la anécdota que comentas, me encantaría poder leerla porque todas las historias de primera mano suelen ser muy interesantes y la mayoría de las veces nos aportan nuevas ideas y perspectivas. Puedes enviárnosla al email de Comparativa de Bancos que está en esta página http://www.comparativadebancos.com/info/#contacto , a mi email personal: eva@comparativadebancos.com, o a ambas direcciones. Si ves que no es muy largo también puedes publicarlo en esta misma sección de comentarios, ya que los leemos todos. Lo dejo a tu elección.

      Un saludo y gracias:

      Eva.

      Responder

Deja una Respuesta